Las sanciones de Estados Unidos y de Europa a Rusia se han convertido en un elemento agresivo para el bloque comunitario

Europa es víctima de su propio invento y de su propio aliado. Las sanciones a Rusia ha puesto la soga al cuello a los países de la Unión Europa.

Es necesario y muy importante conocer que significan las sanciones internacionales de un país a otro y analizar desde un punto de vista económico de que manera o forma afecta a los ciudadanos. Las sanciones se han convertido en un elemento agresivo e innecesario en el ámbito de las relaciones internacionales contemporáneas. Son medidas coercitivas que se aplican contra Estados, entidades no estatales o individuos que suponen una amenaza para la paz y la seguridad internacional. En muchisimas ocaciones estos objetivos que se persiguen intensionadamente son ideológicos, lo que supone un golpe de Estado disimulado porque es la parálisis a la economía del país sancionado.

Los agresores intentan modificar el comportamiento de un actor, disminuir su capacidad de maniobra o debilitar su posición y denunciar públicamente a aquellos actores que suponen una amenaza para la paz y la seguridad internacional. Estas sanciones siempre repercuten en la población y revisten un carácter fundamentalmente opresivo que implica o denota un uso abusivo del poder y la autoridad sobre el país sancionado, es decir, es entrar en guerra pero sin armas lo que significa asfixiar paulatinamente a la población y matar a la gente de hambre, quitándole el derecho a todas sus necesidades basicas para vivir en dignidad.

Estas medidas en la gran mayoría de las veces no son proporcionales son altamente agesivas. Impedir que un país no pueda vender sus productos y que no pueda comprar lo que necesita para su población es de una enorme crueldad impresionante. Y si le unimos a esta agresión una gama de países que apoya este tipo de terrorismo, entonces, la situación es mucho más grave. Esta situación como alternativa al uso de la fuerza armada no tiene ninguna diferencia mata igual o peor. La situación social y de la salud en los países sancionados siempre empeora cada día más para la mayoría de la población, así como para la vida en general.

Este es el resultado de las inhumanas sanciones económicas, las implacables políticas de represión y la flagrante violación de los derechos básicos del terrorista sancionador. Las medidas económicas del régimen terrorista que sanciona perpetúan el sufrimiento del pueblo, lo que significa una violación sistemática de los derechos humanos en cubierta.

Mientras que las cifras apuntan a que las sanciones occidentales solo están forjando la cooperación de Rusia y China y sus vínculos comerciales con la región latinoamericana, debido a las barreras creadas por occidente para el suministro estable, los operadores del transporte buscan establecer nuevas rutas marítimas. El comercio agrícola ha cambiado muchísimo debido a las sanciones de occidente lo que significa la fortaleza de estos nuevos vínculos entre estos países.

Brasil es un claro ejemplo de las buenas relaciones con China y Rusia que empieza a explorar en llevar el maíz brasileño hasta China. De hecho expertos dicen que van a llegar a China aproximadamente cerca de cinco millones de toneladas para el 2.023, y justamente el miércoles ya partió un barco con cargamento de maíz hasta China, demostrando que ya existe este nuevo vínculo entre naciones. Rusia tampoco se queda atrás el grupo de transporte ruso fesco que es uno de los más importantes del país está negociando nuevamente con América Latina para traer plátano. De hecho ya se sabe que hay conversaciones con Ecuador para poder traer esta fruta hasta Rusia.

También es muy importante e interesante para el comercio mundial ya que supone un gran cambio para Rusia el transporte con empresas nacionales. Antes se traía este producto con empresas extranjeras y hoy se hace con empresas rusas. Otra cuestión que es bastante relevante y muy significativo es el estrecho vínculo comercial entre Rusia y China fortalecido debido a las sanciones de occidente. El crecimiento comercial bilateral ha crecido entre estos dos países en 136 millones de dólares, en el periodo comprendido de enero a septiembre de este año, es decir, un aumento de 32.5% si lo comparamos con el año pasado.

Ésto ha llevado a que Pekín sea el primer socio comercial de Moscú gracias a toda está estrecha relación que cada día es más fuerte y también desde China se dice lo siguiente: llevar las divisiones ideológicas a la cooperación económica y comercial no sirve a los intereses comunes de la comunidad internacional y sólo resultará contraproducente. Esto ejemplifica el fortalecimiento que existe entre Rusia y China en esta nuevas relaciones comerciales que sin duda han cambiado gracias a las sanciones de occidente.

Los países sancionadores concretamente Europa tienen la soga al cuello lo que implica una inestabilidad económica impresionante, porque Estados Unidos y la misma Europa se encargaron de dinamitar la estabilidad económica en la región. Lo positivo de estas sanciones es la fuerte estabilidad de América Latina en las relaciones comerciales con Rusia y China que le pueden dar una estabilidad total a toda la región latinoamericana.

spot_imgspot_img

Subscribe

Related articles

spot_imgspot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí